MINI-Guía para entender cómo se organiza Google Analytics

Google Analytics es sin duda una de las herramientas más universales en lo que a analítica web se refiere. Son muchos los tutoriales que existen en la red sobre cómo buscar información con esta plataforma y qué conclusiones principales permite extraer. Sin embargo, este post intentará hacer justo lo contrario: retroceder un par de pasos.

En lugar de profundizar en los rincones de la herramienta, se intentará explicar de forma breve y esquemática cómo se organiza el ‘esqueleto’ de Analytics. Sólo así, con una base previa, se podrá navegar por sus diferentes paneles con cierta lógica. Comenzamos.

Cómo se divide Google Analytics

Antes de nada, conviene decir que Google Analytics se configura en tres niveles de administración: cuenta, propiedad y vista.

La cuenta sería el negocio, es decir, el nombre de la empresa. La propiedad, son las URL que tenga esa cuenta o compañía. Un ejemplo. Pensemos en la firma de moda española de Amancio Ortega. Una posible distribución en Analytics sería adjudicar a Inditex la cuenta, y crear diferentes propiedades: Zara, Pull&Bear, Massimo Dutti, Bershka, Stradivarius, Oysho, Zara Home y Uterqüeen.

El último nivel sería el de vista, el cual se suele generar de forma automática cuando se configuran los dos pasos anteriores. Por tanto, cada vez que generemos una propiedad, ésta generará una vista. Aquí es donde se muestran los datos que obtiene Google del rastreo de la página web. Estas vistas se pueden personalizar con infinidad de filtros para analizar datos en base a los diferentes objetivos que se persigan.

Cuenta, propiedad y vista: los números

Obtenemos tres niveles: cuenta, propiedad y vista. Cada cuenta puede tener un máximo de 50 propiedades -URL distintas- y, a su vez, cada propiedad tiene un límite máximo de 25 vistas -aunque existe la posibilidad de solicitar ampliar este límite hasta 50 contactando con el Soporte Técnico de Analytics-.

Asimismo, si se crean varias vistas es recomendable dejar una vista inicial siempre intacta. De esta forma siempre tendrás los datos en ‘bruto’ y no se perderán por muchos filtros que dispongas en el resto de vistas.

Diferencias entre Audiencia, Comportamiento, Adquisición y Conversión

Más allá de la división de administración, la información en Google Analytics siempre se mostrará en cuatro grandes bloques: audiencia, comportamiento, adquisición y conversión.

Audiencia: Cómo son los usuarios que entran a la web. Ofrece datos como el número de visitantes, páginas vistas, género, edad, intereses, idiomas, ubicación geográfica, dispositivos desde los que se conectan -ordenador, tablet o ‘smartphone’-, red móvil, etc.

Adquisición: Cómo han llegado los usuarios a la web. Permite saber el tipo de búsquedas que han permitido que el público encuentre la página. Éstas pueden ser de diferentes tipos. Orgánicas, donde influye mucho el SEO, ya que los usuarios llegan a través de navegadores como Google o Bing. Sociales, el recibido a través de redes como Twitter, Facebook, LinkedIn, etc. Referidas, mediante links en otras páginas web de terceros. Directas, que se contabilizan cuando el usuario introduce directamente la URL en la barra de navegación de su Internet. Paid, llegado a través de anuncios de pago. Y afiliados, que es similar al tráfico referido pero, en este caso, no basta con hacer llegar tráfico a la web sino que se ha de generar algún tipo de ‘lead’ -envío de datos de contacto, suscripción a la newsletter…-.

Comportamiento: Cómo interactúa el usuario en la web. Esto implica conocer datos como las páginas que visita, su tiempo de permanencia, sus búsquedas en el site…

Conversión: Generación de actitudes en base a objetivos. Los más habituales son los datos de venta de productos en el caso de los e-commerce.

¿Qué son las dimensiones y métricas en Analytics?

Si bien es cierto que la división del panel de administración y los cuatro bloques de información en Google Analytics bastarían para empezar a iniciarse en esta herramienta. Conviene citar otros dos conceptos que puede que aparezcan con frecuencia a la hora de buscar tutoriales sobre esta herramientas: dimensiones y métricas.

Las dimensiones hacen referencia a un valor cualitativo como una zona geográfica, dispositivo, red móvil… Por su parte, las métricas son valores cuantitativos, números como las páginas vistas, las sesiones. Así, a modo de ejemplo, podríamos decir que los usuarios que llegan a la web desde Madrid (dimensión) generan un total de 3.000 sesiones al día (métrica).

Puede que esta MINI-Guía de Google Analytics sólo sea el comienzo para empezar a navegar y descubrir infinidad de rincones en la herramienta. Pero conviene tener siempre presente estas divisiones y bloques para entender en todo momento dónde localizar los datos y de dónde proceden.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.